La Guardia Nacional (El pueblo en armas).

 

La Guardia Nacional
(El pueblo en armas)

Como ya sabemos, al invadir Antofagasta, el ejército chileno contaba con unos 2.500 hombres, solo 23 meses después, más de 41.000 chilenos cargaban las armas, de ellos solo la cuarta parte eran soldados profesionales, las otras tres cuartas partes pertenecían a una organización denominada "Guardia Nacional", el presente trabajo pretende entregar una visión sobre este cuerpo de tropas tan fundamentales para la victoria, sus orígenes, su armamento, organización y evolución.
La Guardia Nacional era una organización de antigua data, podemos considerarla heredera de las antiguas milicias de tiempos coloniales.
Para comprender mejor a esta organización se hace necesario primero que nada entender la lógica que permitía su existencia, cosa que puede resultar un tanto complejo hoy en día de comprender, toda vez que se cruzan elementos teóricos como fácticos, mismos que intentaré separar a fin de que sea más simple de comprender.

El Estado no es más que una creación de las personas que lo componen, las teorías que lo justifican son las clásicas ideas del pacto social(1), la comunidad que antes de la existencia del Estado vive en un "estado de naturaleza", a través del concierto de todas las voluntades suscribe este "pacto social" en virtud del cual crea al Estado, que es el que velará por el bienestar de la comunidad, es por esta razón que una de las primeras tareas del Estado es cautelar la seguridad de la comunidad, por eso crea las fuerzas armadas. Ahora bien teniendo en cuenta la vieja ley económica que nos señala que las necesidades son múltiples y los recursos limitados(2), no siempre los recursos del Estado eran suficientes para garantizar la protección del cuerpo social, por lo que para enfrentar estas contingencias era necesario arbitrar otro tipo de recursos, ahora bien si el estado al protegerse así mismo en realidad protege a la comunidad, y digamos si un ciudadano(3) defiende al Estado, en realidad se está protegiendo así mismo, es perfectamente lógico que se prepare para estas "circunstancias extraordinarias", esta lógica permite la existencia de la Guardia Nacional, esto es de ciudadanos que sin ser militares reciben algún tipo de instrucción militar, ojo que está respuesta a la necesidad no es la única posible, otra respuesta sería claramente el actual "Servicio Militar Obligatorio". Entonces, la Guardia Nacional no era otra cosa que la idea de "Colectividad en armas".

Ahora bien, vistos los argumentos teóricos que posibilitan la existencia de la Institución es necesario ver los hechos fácticos que determinan la elección de esta opción por sobre otra como pudo ser el Servicio Militar Obligatorio, la realidad era que se trataba de un instrumento político, Diego Portales, padre de la institucionalidad chilena, al crear esta institución tiene en mira el hecho de que necesita un contrapeso institucional al ejército, que a pesar del pequeño número del mismo(4) fue un importante factor para el "cambio" de gobierno o sistema, hasta la década de 1830, interesante es el hecho de que se dio la paradoja que Portales creo un equilibrio en base a la creación de un brazo armado para hacer "contrapeso" al otro brazo armado del Estado.

Lo cierto es que en muchas ocasiones los Guardias Nacionales también fueron participes de revoluciones o cuartelazos, pero en realidad no se puede desconocer que por regla general fueron valiosos auxiliares de las fuerzas leales a los gobiernos, mismas que sofocaron dichos cuartelazos o revoluciones.

En su gran prueba de fuego, la Guerra del Pacifico, fueron de todas maneras absolutamente decisivos para lograr la victoria; en Pisagua la primera oleada de desembarco estuvo compuesta en sus 2/3 partes por los Guardias Nacionales del Batallón "Atacama", en Dolores, fueron los Guardias Nacionales de los batallones "Atacama" y "Coquimbo" los que rechazaron a los aliados en su ataque a la batería Salvo, en Tarapacá, junto a los soldados de línea cayeron los Guardias nacionales del batallón "Chacabuco", en Los Angeles nuevamente el batallón "Atacama" fue la unidad que realizó la peligrosa escalada que permitió la victoria, en Tacna de un total de 1.975 infantes caídos, 104 fueron Policías, 760 Soldados de Línea y 1.111 Guardias Nacionales, en Chorrillos y Miraflores se batieron por el lado chileno 13 batallones del Ejército de Línea, 1 de Policías y 30 de la Guardia Nacional, finalmente fueron los soldados de los batallones de la Guardia Nacional "Talca" y "Concepción" quienes apoyados por dos Compañías del "Zapadores" los que derrotaron definitivamente al General Cáceres en Huamachuco, posibilitando la firma del tratado de Ancón y el final de la guerra.
Bueno, hecho este pequeño recorrido debemos saber que hacía 1877 la Guardia nacional agrupaba un total de 24.287 hombres, cifra que por razones económicas se redujo drásticamente a solo 6.687 hombres ese año, al ser disueltas 31 unidades.
Respecto a la instrucción, las unidades de la Guardia Nacional se reunían los fines de semana y por una o dos horas realizaban ejercicios consistentes en evoluciones y formaciones(5).

En lo orgánico, como ya hemos dicho, estas unidades no pertenecían ni dependían directamente al ejército, sino que se encontraban subordinadas a mandos locales denominados "Comandancias Generales de Armas"; a nivel superior, dependían de una "Inspección General de la Guardia Nacional".
Las unidades se encontraban bajo el mando de un oficial del Ejército de Línea, y se agrupaban en Compañías, Escuadrones, Brigadas y Batallones de las tres armas(6).

Como podemos imaginar el nivel de instrucción con este sistema estaba lejos de considerarse optimo, podemos imaginar que en realidad esto se reducía a saber formarse y desfilar.
En 1879, al producirse la ocupación de Antofagasta el gobierno reorganizó rápidamente la Guardia Nacional, fueron decretados numerosos acuartelamientos y movilización de nuevas unidades a fin de acelerar la instrucción de estos contingentes, a medida que transcurrió el tiempo este acuartelamiento fue racionalizado.
Muchos fueron los contingentes de Guardias Nacionales que fueron separados de sus unidades y enviados al norte para completar los cuadros de las unidades de línea(7).

Así y todo lo expuesto algunas unidades de la Guardia Nacional alcanzaron con increíble prontitud niveles de instrucción bastante satisfactorios
(8), lo cual habla bastante bien de los comandantes de dichas unidades.
Respecto a la reorganización de las unidades, se crearon dos niveles de movilización, así encontramos la Guardia Nacional "Movilizada" y la "Estática" o "Sedentaria", al primer nivel correspondían las unidades que permanecían acuarteladas y realizaban una vida e instrucción tal cual el ejército, así mismo podían servir en cualquier punto del país, en tanto las del segundo nivel seguían el mismo régimen de tiempos de paz.
En cuanto al armamento, como es comprensible, las tropas fueron armadas con lo que se encontró, dejando el mejor armamento para las unidades de la Guardia Nacional Movilizada en el teatro de operaciones, de esta manera en Julio de 1880, cuando las compras alcanzaron un nivel suficiente las tropas de la Guardia Nacional Movilizada se armaba con fusiles Comblaim y Gras en el caso de las unidades de primera línea, mientras las de segunda línea estaban armadas con fusiles Beaumont(9) y en menor medida con viejos Chassepots, las unidades de la Guardia Nacional Estática estaban armados con los antiguos fusiles Snyder, Minie y Chassepots e incluso anticuadisimos fusiles franceses rallados.

Por aquellas mismas fechas la Guardia Nacional Movilizada agrupaba a 2 regimientos y 19 batallones de infantería y 3 escuadrones de Caballería, con un personal teórico de unos 14.550 hombres, mientras la Guardia Nacional Estática por su parte agrupaba 40 batallones, 24 brigadas y 5 Compañías de Infantería, 11 batallón, 13 brigadas y 1 compañía de Artillería y 1 regimiento, 10 escuadrones y 2 compañías de Caballería; seis meses después, para la campaña de Lima cuando la organización alcanzó su peak, la Guardia Nacional Movilizada agrupó a 20 regimientos y 15 batallones de infantería, 1 brigada de artillería y 6 escuadrones de artillería con un personal teórico de unos 35.000 hombres.

Tras la toma de Lima numerosas unidades fueron retornadas a Chile y sus hombres licenciados, pero muchas otras permanecieron en labores de ocupación hasta el final de la guerra.

A principios del siglo XX, la Guardia Nacional fue abolida, en su reemplazo apareció el Servicio Militar Obligatorio, con la Guardia Nacional terminaba una gran y noble institución que a lo largo de su alrededor de 70 años de existencia cumplió noblemente con su deber, mucho más de 50.000 chilenos pasaron por sus filas durante de la Guerra del Pacifico(10) de ellos varios miles murieron.
Posteriormente en la década de 1930 una nueva organización denominada "Milicia Republicana" surge bajo la misma lógica de la vieja Guardia Nacional, pero al cabo de unos pocos años fue abolida, ya que comenzó a transformarse en una institución de Corte Fascista.
NOTAS

  1. Ideas que pueden resultar cuestionables pero que no lo haré por no ser un tema de este trabajo, y además sin este presupuesto no podríamos realizar el presente ejercicio, solamente remitiré a quien desee enterarse más sobre el tema al "triunvirato" clásico de autores Hoobes, Locke y Roseau.
  2. Esto no es un eufemismo en el caso del Estado de Chile, que a lo largo de gran parte del Siglo XIX vivió una crónica escasez de recursos que determinaba que cualquier gasto del Estado fuera criticado, un buen ejemplo creo sería la gran polémica por la compra de mobiliario para el Palacio de La Moneda, los muebles fueron comprados a precio de mercado pero de todas maneras algunos alegaron que se habían excedido los gastos.
  3. En este caso estamos dando al término "ciudadano" una acepción más amplia a la de sujeto con derechos políticos, podríamos hacerla homologa al término "nacional", es decir en este caso de chileno.
  4. En circunstancias normales el Ejército chileno hasta el estallido de la Guerra del Pacifico nunca superó las 4.000 plazas.
  5. Es de hacer notar que los peruanos utilizaban un sistema muy similar para adiestrar al ejército de reserva, para la campaña de Lima.
  6. Dos observaciones, normalmente los oficiales que comandaban estas unidades eran sujetos caídos en desgracia en el Ejército de línea, como Juan Martínez.
  7. Por ejemplo 300 hombres del batallón de la provincia de Atacama fueron enviados para completar los cuadros del regimiento 2º de Línea.
  8. Ejemplo de esto son los batallones "Atacama", "Coquimbo" y "Artillería Naval".
  9. Los fusiles Beaumont, Gras y Comblaim eran equivalentes, modernos y tras pequeñas modificaciones en los dos primeros utilizaban la misma munición que los Comblaim.
  10. El equivalente a unos 350.000 hombres, tomando en cuenta la población actual.

 

La Guerra del Pacifico ”Gloriosos Batallones de Atacama” Héroes por Siempre. www.batallonesdeatacama.org Por Felipe Varas Erazo.